pixelfacebook

Solomillo de cerdo a la pimienta sin lactosa
CARNES

Solomillo de cerdo a la pimienta sin lactosa con patatas salteadas

Recuerdo el solomillo de cerdo a la pimienta desde que era pequeñito, e iba a comer con mis padres fuera. Este era uno de los platos favoritos de mi hermano jeje, mira que es carnívoro el tío (ahora de mayor siempre se pide la carne sangrante y sin salsa, para disfrutar bien del auténtico sabor de la carne) ^^

Pero para los que no somos muy carnívoros, es cierto que nos gusta acompañar los platos de carne con alguna salsa, y esta salsa a la pimienta verde y negra es muy recomendable, porque está súper buena, es ligera de sabor y por supuesto, está hecha con nata sin lactosa.

El solomillo de cerdo a la pimienta un plato súper fácil. Yo uso solomillo de cerdo, pero podéis hacerlo con ternera si lo preferís. También podéis hacerlo en medallones o en filetes. A mi me gusta más hacerlo en medallones y aplastarlos un poquito para que no queden tan gruesos.

Para hacer el solomillo a la pimienta, la carne se marca apenas un minuto por cada lado, aunque por supuesto depende de cómo os guste la carne de hecha. Pero creedme, esta carne no hay que pasarla demasiado porque si no es como comer una suela de zapatilla jeje. Además, luego se cocinará un rato más en la salsa de pimienta.

La salsa de pimienta verde y negra también es muy sencilla de hacer. En la misma sartén donde hemos marcado el solomillo, desglasamos bien los jugos de la carne con un poco de brandy o coñac, y dejamos la nata sin lactosa reducir con más pimienta, y un poquito de concentrado de carne Bovril, para potenciar el sabor (aunque esto es opcional). Con los jugos de la carne ya es suficiente.

Vamos a acompañar el solomillo a la pimienta con unas patatas risoladas, que consiste en cocerlas primero unos pocos minutos para ablandarlas y luego saltearlas a fuego fuerte con hierbas provenzales, y así quedan tiernas por dentro y crujientes por fuera. Creedme, es una textura curiosa que le va genial a esta carne de solomillo en salsa de pimienta.

Tengo muchísimo cariño a esta receta de solomillo a la pimienta, porque fue una de las tres que cociné en directo en el show cooking que KAIKU sin lactosa organizó en SalAia Madrid 2014, el Salón de Intolerancias y Alergias Alimentarias.

 

Chef Orielo. Show cooking sin lactosa SalAIA Madrid

Chef Orielo. Show cooking sin lactosa SalAIA Madrid

Chef Orielo. Show cooking sin lactosa SalAIA Madrid

Quiero agradecer a todos los que os acercasteis a verme cocinar en directo, con todo el calor que hacía en aquella terraza jeje, pero ahí estuvisteis hasta el final. Sobretodo, estaré eternamente agradecido a mi mini chef Francisco, a su mami y a su tita. Sois la caña de España chicas!! y me declaro fan vuestro desde ya!!

Algunos miembros de la comunidad de lactosillos también me sorprendieron allí y me dio mucha alegría poder conocerlos!!! sois geniales chicos!! Y sobretodo, gracias a KAIKU sin lactosa, por contar conmigo y confiar en mi para este tipo de eventos 🙂 me siento muy muy orgulloso.

Además del solomillo de cerdo a la pimienta, también hice otras dos recetas sin lactosa que no he publicado nunca en el blog: unos crepes salados sin lactosa deliciosos, rellenos de jamón york y queso sin lactosa, y otros rellenos de champiñones salteados y salsa de mostaza y queso sin lactosa. Y por último, una tarta de manzana y galletas sin lactosa al microondas. Riqúisimo!! no quedó ni un poquito!! jajaja xDD

 

Receta de solomillo a la pimienta sin lactosa

 

Aquí os dejo la video receta y la receta paso a paso de este delicioso solomillo de cerdo a la pimiento sin lactosa con patatas salteadas. ¡Delicioso y muy fácil!

 

 

Solomillo de cerdo a la pimienta con patatas risoladas
Tiempo preparación
10 min
Tiempo cocción
20 min
Tiempo total
30 min
 
Categoría: Carne
Raciones: 2
Autor: Orielo's Kitchen
Ingredientes
  • 1 solomillo de cerdo
  • pimienta verde fresca
  • pimienta negra en bolitas
  • 400 ml. nata sin lactosa para cocinar
  • 1 cdita. extracto de carne Brovril
  • un chorrito de brandy
  • aceite de oliva virgen extra
  • pimienta negra molida
  • sal en escamas
Guarnición
  • 2 patatas
  • hierbas provenzales
  • sal
  • pimienta negra molida
Elaboración
Patatas risoladas
  1. Pelamos y cortamos las patatas en cubitos no demasiado pequeños.

  2. Las hervimos durante 4 minutos y cortamos la cocción con agua fría. La patata no debe deshacerse, debe quedar entera.

  3. En una sartén con dos o tres cucharadas de 1. aceite de oliva bien caliente, freimos las patatas durante unos 8 o 10 minutos a fuego bien fuerte, salteándolas para que se hagan bien por todos lados. Añadimos hierbas provenzales y sal. Las salteamos hasta que queden crujientes por fuera.

Solomillo a la pimienta
  1. Limpiamos el exceso de grasa del solomillo con un cuchillo pequeño.

  2. Cortamos el solomillo en medallones y si no queremos que queden demasiado gruesos, los aplastamos con un mazo de cocina o bien con el culo de un vaso, dando un pequeño golpe para aplanar el medallón.

  3. Introducimos tres o cuatro bolitas de pimienta verde fresca en cada medallón, hundiéndolas con el dedo.

  4. En una sartén grande (no antiadeherente) ponemos un par de cucharadas de aceite de oliva y cuando esté bien caliente asamos los medallones 1 minuto y medio como mucho por cada lado (vuelta y vuelta). Cuando esté listo lo retiramos a un plato.

  5. Para desglasar todos los jugos que ha soltado la carne, añadimos un chorreón de brandy hasta que se evapore el alcohol.

  6. Añadimos un buen puñado de pimienta negra en grano y la sofreímos un rato.

  7. Incorporamos entonces la nata para cocinar sin lactosa, una cucharadita de concentrado de carne (Bovril) para potenciar el sabor. 

  8. Dejamos la salsa reducir unos cinco minutos a fuego medio bajo, hasta que coja la consistencia que deseamos (no debería quedar demasiado densa para poder salsear la carne bien ni reducir demasiado para que tengamos salsa). Podemos añadir opcionalmente una pizca de sal.

  9. Servimos en un plato los medallones de solomillo, añadimos sal en escamas por encima, y por último añadimos la salsa de pimienta por encima, o la servimos aparte. Acompañamos de las patatas risoladas.

Porque todos podemos llevar una vida #happysinlactosa

1 Comentarios

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Shares