Tarta de mango y canela
Categoría: tartas sin lactosa
Autor: Orielo's Kitchen
Ingredientes
  • 1 lámina masa quebrada redonda
  • 2 mangos maduros
  • canela molida
Crema pastelera sin lactosa
  • 500 leche entera sin lactosa
  • 4 yemas de huevo
  • 40 gr. maizena
  • 125 gr. azúcar
  • 1 vaina de vainilla
  • 1 rama de canela
  • corteza de medio limón
Elaboración
Crema pastelera sin lactosa
  1. En un cazo ponemos a calentar a fuego suave la leche. Incorporamos la vaina de vainilla y su raspadura, el palito de canela, y la corteza de limón.

  2. Cuando empiece a hervir lo apartamos y lo dejamos enfriando mientras se infusionan bien los sabores.

  3. En un bol, añadimos las yemas y el azúcar y las batimos bien hasta tener una mezcla homogénea.

  4. Incorporamos también la maizena batiendo muy bien para que no quede ningún grumo. Para ayudar a disolverla vamos a añadir un poco de la leche a temperatura ambiente y previamente colada.

  5. Incorporamos la mezcla de yemas, azúcar y maizena a un cazo, e incorporamos el resto de la leche colada, poco a poco. Calentamos todo a fuego medio, sin parar de remover con unas varillas, hasta que la mezcla espese y coja la consistencia adecuada.

  6. Ya fuera del fuego le agregamos una cucharada de margarina vegetal y removemos hasta que se integre totalmente.

  7. Pasamos la mezcla a un bol y la cubrimos con papel film dejándola enfriar a temperatura ambiente. Después la metemos a la nevera al menos dos horas antes de usarla.

Tarta de mango y canela
  1. Extendemos la lámina de masa quebrada sin lactosa sobre una superficie en la que habremos espolvoreado un poco de harina y la estiramos muy bien con el rodillo. Cuando tengamos el tamaño adecuado, la colocamos sobre un molde de tarta bajito con los bordes rizados, previamente untado con margarina 100% vegetal.

  2. Pinchamos bien toda la superficie de la lámina de hojaldre con un tenedor para que no se hinche en el horno. Ponemos sobre ella papel vegetal y rellenamos el molde con garbanzos duros (o colocamos encima otro molde de igual diámetro) para que la masa no suba.

  3. Introducimos la masa en el horno precalentado a 180º durante 15 minutos. Quitamos el molde o los garbanzos de encima y volvemos a hornear otros minutos hasta que esté dorada.

  4. Cuando esté fría, desmoldamos la base de la tarta, y la rellenamos de crema pastelera casi hasta arriba.

  5. Lavamos, pelamos y cortamos los mangos en láminas alargadas y muy finas y los vamos colocando sobre la crema pastelera.

  6. Espolvoreamos canela por encima y metemos la tarta en la nevera durante toda la noche.