Muslos de pavo rellenos de foie, ciruelas, manzana y piñones
Tiempo preparación
40 min
Tiempo cocción
1 h 20 min
Tiempo total
2 h
 
Receta para Navidad de muslos de pavo rellenos con salsa de cebollas y zanahorias
Categoría: Carne, Navidad
Raciones: 4
Autor: Orielo's Kitchen
Ingredientes
  • 4 muslos de pavo deshuesados
  • 8 lonchas de bacon sin lactosa
  • 120 gr. foie de pato o paté
  • 1 manzana golden
  • 20 gr. piñones
  • 8 ciruelas pasas
  • 8 orejones (albaricoques secos)
  • 1/2 vaso brandy
  • perejil
  • tomillo fresco
  • romero fresco
Salsa
  • 2 cebollas
  • 2 zanahorias
  • 5 dientes de ajo
  • 1 copa de vino blanco
  • caldo de pollo
  • aceite de oliva virgen extra
  • pimienta negra molida
  • sal
Elaboración
  1. Ponemos a hidratar las ciruelas y orejones en un cuenco con brandy una hora antes de usarlas.

  2. En una sartén con una cucharada de aceite tostamos los piñones hasta que estén dorados.

  3. Una vez deshuesados los muslos, los ponemos bajo un papel film y con un martillo los golpeamos para aplanarlos.

  4. Los salpimentamos y le añadimos perejil y tomillo picados.

  5. Colocamos dos lonchas de bacon, un poco de foie o paté untado (si os resulta muy graso, podéis prescindir del bacon o del foie), algunos piñones tostados, un par de orejones y ciruelas cortadas en trocitos y unas cuantas rodajas de manzana que habremos laminado.

  6. Enrollamos los muslos apretando bien para que no se salga en relleno y los bridamos con hilo bramante o cuerda para bridar, apretándolos muy bien. Añadimos sal y pimienta.

  7. En una cacerola con aceite de oliva caliente vamos a marcar bien los muslos a temperatura media fuerte hasta que estén bien sellados. Los retiramos del fuego.

  8. En esa misma cacerola añadimos un poco más de aceite y sofreímos los ajos un minuto, antes de incorporar la cebolla y la zanahoria en trocitos medianos con sal y pimienta.

  9. Cuando estén algo pochados añadimos las hojas de laurel, el brandy que nos ha sobrado en el cuenco para desglasar los jugos de la carne pegados al fondo de la cazuela. Mareamos un minuto y retiramos del fuego.

  10. Añadimos los mulsos a la cazuela con tomillo y romero frescos, una copa de vino blanco y caldo de pollo hasta cubrir más o menos la mitad de los muslos.

  11. Introducimos la cacerola al horno precalentado a 180ºC durante 50 min o una hora. Abrimos el horno un par de veces para regar los muslos con el propio caldo y los jugos que van soltando. A mitad de horneado les damos la vuelta. Si pasados los 45 minutos queda poco caldo añadimos un poco más.

  12. Sacamos la cacerola del horno y retiramos los muslos a un plato para dejarlos enfriar. Quitamos las hojas de laurel y las hierbas aromáticas y el resto lo pasamos a una jarra para triturarlo, añadiendo un poco más de caldo de pollo si la salsa estuviera muy espesa.

  13. Volvemos a hervir la salsa ya triturarada en un cazo y ya está lista para servir.

  14. Una vez fríos los muslos, retiramos las cuerdas y los hacemos rodajas (se cortan mejor en frío). Podemos calentarlos al microondas o en un golpe de horno antes de servirlos con un poco de salsa, piñones y unos canónigos.

Mis notas

Podemos rellenar los muslos de lo que queramos: espinacas, queso sin lactosa y piñones; bacon y queso, etc.
Es muy importante que el carnicero os limpie bien los muslos de tendones, porque si no luego quedan duros al cocinarse.